10 ideas para sorprender a mamá en su día


 

Llega el Día de la Madre y, para que no te angusties pensando qué le vas a regalar, te damos opciones para todos los presupuestos.  

1. Seguro que la vida gastronómica de tu casa pasa por tu mamá. Bueno, es momento de hacer algo al respecto. Cuando ella no esté, sola o con tus hermanos, pueden acercarse a la cocina (no es terreno radiactivo) y prepararse para poner manos en la masa. La receta es muy sencilla: necesitamos 3 bananas, una caja de biscochuelo, 3 huevos y leche. Prendan el horno, mezclen la preparación tal como dice el reverso de la caja y luego agreguen las bananas previamente pisadas. Al horno mediano 50 minutos y ¡voilà! Nuestra torta de bananas ya está lista. Acompañala con un té y disfrutala con tu mamá.

2. Dejemos la cocina de lado y cumplamos un deseo que está en boca de tu mamá todos los días del año. Sé que es una tarea dura pero es necesaria: vamos a arreglar el cuarto. Juntamos la ropa sucia, guardamos la que está en uso, levantamos papeles y demás objetos no identificados, hacemos la cama y, como yapa, con una franela, repasamos un poquito los muebles. Te aseguro que tu mamá se va a llevar la sorpresa de su vida.

3. Este regalo requiere de un mínimo de destreza y planificación. En los días anteriores a la fecha en cuestión, juntá fotos de tu mamá, con vos, tus hermanos y tu papá, sin que ella se dé cuenta, claro. Una vez que tengas alrededor de 15 ó 20, conseguí un bonito cuaderno de hojas blancas (no debe ser muy grande) y pegá las fotos en orden cronológico. Al lado de cada foto, escribí unas palabras recordando el momento. Cuando termines, podés decorar la tapa del cuaderno con algunos stickers y, muy prolijamente, escribir Feliz Día, Mamá.

4. Este es un doble regalo: libro + señalador porque, aunque no lo creas, algunas personas disfrutan enormemente de la lectura. Si tu mamá es una de esas personas podés elegir entre distintos géneros y autores. Si le gustan las comedias divertidas que terminan bien, optá por cualquier novela de Marian Keyes. Si le van más los dramas, Todo cuanto amé de Siri Hustvedt, es una excelente opción. No descartes los cuentos de Silvina Ocampo o las poesías de Gabriela Mistral. Una vez que tengas el libro, usando cartulina de colores, podés armarle un bonito señalador. Y si no te sentís muy ducha en esto de cortar y pegar, siempre se puede comprar uno.

5. Averiguá cúando va a estar tu mamá en casa, este regalo requiere de mucha precisión. Poco antes de que llegue, cansada después de otro día de trabajo, preparale un buen baño de inmersión con agua tibia. Para completar la escena, agregale sales de baño o aceites especiales para cuidar la piel, música que le guste, una vela aromática y silencio. Cuando está en tu casa, invitala a un exquisito momento de relax y prohibile que salga del baño antes de una hora. Te lo va a agradecer.

6. Si el día está lindo, compartirlo con tu mamá puede ser una excelente elección. Pueden hacer un poco de shopping (para ella, ¡eh!), merendar en algún bonito café al aire libre, tener un día de spa, pasear o ir al cine. Es importante encontrar aquellas cosas que ambas disfruten para poder hacerlas juntas.

7. Internet es un mundo abierto a miles de posibilidades. Si tu mamá también es una internauta podés mandarle una tarjeta digital. Algunas vienen animadas y hasta tienen música. A todas tenés que escribirle algo, así que a esmerar la pluma. Si te sentís muy inspirado, podría ser una poesía o un cuento. Aquí van algunas direcciones para que elijas la que más te gusta: www.123greetings.com; http://es.greetings.yahoo.com; www.postalvirtual.net.

8. ¿Cómo te va con las manualidades? Una opción para hacer el regalo de tu mamá con tus propias manos es utilizar una antigua técnica japonesa llamada origami. Este arte consiste en aprender a plegar el papel creando así miles de formas distintas que pueden ir desde animales hasta flores, lámparas o adornos de todo tipo. Sólo hay que seguir atentamente las reglas y tener cierta habilidad con las manos. Si no querés comprar un libro de origami, aquí tenés algunas páginas que pueden enseñarte a hacer lo que quieras. Son www.origami.com y, en español, www.origamichile.cl.

9. Para este regalo necesitás hacer un poco de espionaje. Preguntale a las amigas o a tu papá cuál es el restaurante favorito de tu mamá. Reservá una mesa y llevala hasta allí sin decirle adónde van. Una vez que lleguen, demostrá cuánto sabés de sus gustos pidiendo la comida y el postre. 

10. Todas estas ideas están muy bien pero…no descartemos comprar esos zapatos que tu mamá vió en una revista y por los que muere. O la chalina que combinaría perfectamente con el saco que se compró o la camisa que le pide a tu papá desde hace semanas. Claro que está es la opción con presupuesto.

Foto: Un viernes de locos

Comentarios (3)

 

  1. Daiana dice:

    bueno, gracias igual

  2. Daiana dice:

    hola pato, como estas??
    nada q ver con esta nota,
    pero keria decirte q me encanto
    la gigantografia de nick jonas
    que salio en la revista caras,
    y keria pedir q en algun numero
    de la revista tambien salga el super
    posters de bruno mars!!! y el proximo
    sabado nos vamos a reunir los “Hooligans”
    en el abasto shopping
    graciasssss
    ahh, y a mi mama le voy a comprar
    una remera y un par de zapatos